Consultar ensayos de calidad


Analisis el texto de Luis Alvarez Barret 'Justo Sierra y la obra educativa del Porfiriato, 1901-1911'



El porfiriato había llegado ya a la cúspide de su poderío; pero al restaurarse la República, el país estaba en bancarrota; los capitales mexicanos estaban escondidos y lo extranjeros aún no venían; el transito del desastre al progreso aparente, que había sido laborioso ante propios y extraños. Hubo que restaurar el crédito y ello sólo a base de grandes sacrificios. Era común que las personas que no podían ganarse la vida de otra manera abrieran su propia escuela. Era posible porque el plan de estudios era muy reducido, tan solo comprendía lectura, escritura y algo de aritmética, ademas no habiendo normal se tenía que emplear a maestros empíricos.
La tesis, sobre estos cambios, era que don Porfirio, había modificado profundamente las condiciones del país, que lo había transformado en un incipiente estado capitalista aunque, para lograrlo, se hubiera apoyado en las viejas estructuras feudales, restaurandolas e, incluso confiriéndoles poder y riqueza sin precedente.


Conjurado el peligro de dominación extranjera representado por la invasión francesa y el imperio de Maximiliano, México puso sus esperanzas de progreso y bienestar en el capitalismo industrial, entonces ya en ascenso acelerado.
Interés sobresaliente del imperialismo yanqui en México, fue la construcción de una extensa red de ferrocarriles, y aunque no le preocupaba muchoel servicio que con esto se hacia nuestro país, sino el que dos modos, contribuyo a la organización de una red de comunicaciones que se extendía a casi toda la nación, en 1900 ya habían alcanzado un nuevo impulso la minería, la agricultura, las explotaciones forestales, la navegación y otros signos innegables del progreso; el desarrollo de la industrialización, de la alimentaria y de otras industrias de transformación.


En 1901 baranda cometió un desliz político, estableció contactos con un jefe militar, el general Ignacio a. bravo, jefe de la compañía contra los mayas rebeldes. Su entrevista en peto, tubo funestas consecuencias para el ministro pero favorables para el general, con inesperada rapidez, funciono la maquina informativa de los científicos, y el funcionario de justicia e instrucción se vio obligada a demitir. Baranda renuncio y se fue del país para siempre, y no solo eso, los gobiernos baranditas de Yucatan y Campeche empezaron a declinar, y en 1902 cayeron definitivamente.

Justino Fernandez se hizo cargo de la secretaria de justicia e instrucción pública, Él propuso la creación de una subsecretaría, y como encargado de ella a Justo Sierra. Para este tiempo y las ideas habían evolucionado, y no se basaron ya en el positivismo de Gabino Barreda, y se concentró en renovar la obra educativa de Baranda.



Pero la obrade Justo Sierra no se detuvo, en 1903 hizo una propuesta de ley en el que diferenciaba los conceptos de “educación” e “instrucción”, decía “Las escuelas primarias oficiales seran esencialmente educativas; la instrucción en ellas se considerara sólo como un medio de educación”, de aquí en adelante estos dos conceptos se entendieron de manera diferente, ahora la educación no era sólo la transmisión de conocimientos, sino el desarrollo de “capacidades natas”.

La misión del maestro no solo era inculcar conocimiento a los alumnos, si no educarlos, esto es ver por el desarrollo integral del niño en sus partes física, moral e intelectual. Al tratar de crear la escuela surge en el acto la necesidad de formar al maestro, así para levantar los institutos de instrucción primaria.Los normalistas de aquella época, especialistas todos de reconocida competencia, habían acostumbrado a oír lecciones verdaderamente originales y llenas de ciencia.


El desarrollo industrial, agrícola, ganadero, forestal y minero mostraba la impresión de una marcha acelerada hacia el progreso.En 1867 el país estaba en bancarrota, los capitales mexicanos estaban escondidos y los extranjeros aun no venían y habían mucho proceso al desgaste aparente y había sido laborioso para propios y extraños. Se tuvo que restaurar el crédito y ello solo a grandes sacrificios.Los capitales extranjeros solo se invertían en industrias extractivas es decir en la explotación despiadada de los recursos naturales, de nuestras materias primas y en casos especiales como el henequén y el chicle, semielaboradas.

Don Porfirio había observado profundamente los condiciones del país transformado en un incipiente estado capitalista aunque para lograrlo se hubiera apoyado en las viejas estructuras feudales, restaurandolas, confiriéndoles poder y riquezas sin precedentes, conjurado el peligro de dominación extranjera representado por la invasión francesa y el imperio de Maximiliano, México puso sus esperanzas de progreso y bienestar en el capitalismo industrial, entonces ya en acenso acelerado. Estados unidos se atuvieron a los nuevas condiciones de México, al afecto aprovecharon los servicios de caudillo que gobernaba a México, y su buena disposición para todo lo que representaba progreso.

El los recursos naturales de nuestro país recibiendo de tales círculos expansionistas a cambio el apoyo y los medios para consolidar su poderío imponer la paz y conquistar el prestigio de ser un gobierno fuerte que tanto bien le haría en escala internacional. De todos modos en 1900 ya había alcanzado un nuevo impulso la minería, la agricultura, las explotaciones forestales, la navegación y otros signos innegables de progreso.






Política de privacidad