Consultar ensayos de calidad


Practica: preparación de muestras de suelo - importancia, material y equipo



PRACTICA: PREPARACIÓN DE MUESTRAS DE SUELO

OBJETIVO
Realizar la preparación de las muestras de suelo obtenidas durante la actividad de muestreo de suelos, siguiendo una serie de procedimientos como son: secado, mezclado, molido, tamizado para su posterior analisis y almacenamiento.

IMPORTANCIA
Desde el punto de vista analítico, las muestras de suelos no deben analizarse sin antes seguir un manejo adecuado de preparación, debido a que estos materiales son muy heterogéneos en su composición química, así como en el tamaño de las partículas, los residuos organicos que los integran y el contenido de humedad que poseen cuando son recolectadas. Sin esta preparación los resultados obtenidos de los analisis no seran representativos.

MATERIAL Y EQUIPO

1 Tamiz con malla de 2 mm. de abertura (colador de acero inoxidable o de plastico
1 Balanza granataria


1 Mazo de madera
Etiquetas
Papel resistente libre de tinta (cartulina, cartoncillo, manila, estraza, etc.)
Tela (opcional
Bolsas o frascos de plastico.
Cajas de cartón chica.
Charolas de plastico

Para la preparación de las muestras de suelos, el orden en que se realiza cada uno de los diversos procedimientos de secado, molido, tamizado y mezclado, depende fundamentalmente del estado de humedad, compactación y agregación de la muestra.

1. SECADO

En condiciones naturales los suelos poseen niveles muy diferentes de humedad y antes de proceder al analisis, las muestras deben secarse para evitar los cambios que se producen en el estado químico de los iones y en la materiaorganica del suelo, cuando las muestras se almacenan húmedas. Sólo en circunstancias especiales, se analizan suelos sin secar.

Los resultados de la mayoría de los analisis de suelos para dar recomendaciones sobre dosis de fertilización o mejoradores se expresan teniendo como base el peso del suelo seco al aire a temperatura ambiente. Los resultados analíticos que se obtienen para investigaciones de gran precisión, se expresan preferentemente teniendo como base el peso del suelo seco a la estufa (105 °C).
No se recomienda secar al horno la muestra ni tampoco directamente a los rayos solares ya que esto puede ocasionar cambios en los niveles de algunos nutrimentos como





a) Aumento o disminución en la concentración de nitrógenoamoniacal y potasio intercambiable.
b) Aumento en la concentración de sulfato, nitrógeno mineralizabley del manganeso extraíble en suelos no inundados.
c) Posibles cambios en la fracción fósforo extraíble.
d) Aumento del pH.
e) Disminución en la concentración de nitritos.

El lugar en el que se realiza el secado debe estar libre de contaminaciones. Noes conveniente hacerlo en corrales, o lugares en los que se almacenanfertilizantes o abonos.
Si se van a determinar microelementos, la muestra debe manejarse concuidados especiales, por ejemplo, para analizar zinc debe evitarse el contactocon superficies galvanizadas o con tinta.
En general, para minimizar cambios físicos y químicos en las muestras, elproceso de secado al aire debe hacerse siguiendocuidadosamente lasindicaciones antes mencionadas.

1.1 PROCEDIMIENTO

1 Las muestras se extienden sobre papel libre de tinta o tela, enuna superficie de preferencia plana, o en una bandeja de plastico,aluminio u otro tipo material, forrada con papel.
2.- Se rompen manualmente los agregados grandes para acelerar elsecado.


3.- Se eliminan manualmente de la muestra las gravas y pequeñaspiedras, al igual que la materia organica macroscópica (raíces,hojarasca, etc.). Si estos materiales son muy abundantes debencuantificarse, al término de la fase de secado.
4.- Las muestras deben voltearse cuando menos 2 veces al día parafacilitar la pérdida de humedad.
5.- Se cambia el papel o tela sobre el que se puso la muestra cadavez que sea necesario. A veces es conveniente utilizar unventilador para circular indirectamente el aire sobre las muestrasy así acelerar el proceso. Ya seca la muestra al aire se procede amolerla y tamizarla.

2. MOLIDO
El molido consiste exclusivamente en la fractura de agregados hasta que lamuestra de suelo pasa a través del tamiz cuyo tamaño de malla estara deacuerdo a los objetivos de los analisis que van a realizarse.

2.1 PROCEDIMIENTO
1 Para el molido las muestras se colocan en una charola de plastico osobre un papel grueso y resistente.
Los agregados se rompen golpeandolos ligeramente con un mazo o unrodillo de madera. (Figura 4)
3.- Debe evitarse moler excesivamente la muestra porque puedenfragmentarse los materiales organicos y minerales gruesos lo quealteraralos resultados analíticos.



Nota No es conveniente utilizar un mortero de porcelana porque puedeaumentarse el contenido de calcio en la muestra.

3. TAMIZADO
Sólo tienen verdadero interés agronómico las partículas con un diametro de 2mm o menores, en cuya superficie se verifican casi la totalidad de los procesosfísicos y químicos del suelo, por ello las muestras deben pasarse antes deanalizarlas, a través de un tamiz con malla de 2 mm de diametro. Para ladeterminación de materia organica se recomienda, pasar la muestra por untamiz de 0.5 mm de abertura.
Si durante el muestreo se tomó una cantidad excesiva de muestra, no escorrecto tamizar sólo una parte del total y despreciar el resto, porque seproducen errores en los calculos y en la interpretación de los resultadosanalíticos.


Antes de tamizar las muestras de suelo se observa sí existen fragmentosgruesos organicos (residuos de hojas, raíces, etc.) o minerales (piedras,guijarros, gravas u otros) en mas del 1% del total, sí esto ocurre se separan, sepesan y se calcula su porcentaje con base en la cantidad total de la muestrasecada al aire. Cuando la cantidad es menor al 1% se desechan. Losfragmentos gruesos con diametro superior a 2 mm se examinan con una lupapara detectar la presencia de concreciones y no deben fracturarse.



3.1 PROCEDIMIENTO
1 Colocar el tamiz sobre una charola de plastico, una cartulina o enun papel libre de tinta.
2.- Pasar la muestra a través del tamiz frotando con losdedos o conun tapón de goma para facilitar este procedimiento.
3.- Sobre otro papel grueso o charola romper los agregados de sueloque no pasaron por el tamiz, y volver a pasar la muestra a travésdel tamiz como ya se indicó.
4.- Se continúa así, hasta que al final sólo deben permanecer en eltamiz los fragmentos rocosos o los residuos grandes de materiaorganica, los cuales si aun son abundantes, se cuantifican porseparado.

4. ETIQUETADO
La muestra ya seca, tamizada y mezclada se coloca en bolsas limpias deplastico, botes de cartón o frascos de vidrio y se etiquetan. Las etiquetasescritas con plumón o tinta soluble en agua no deben colocarse en contactodirecto con la muestra, para evitar que se borren.



Las etiquetas se deben escribir de preferencia con lapiz y para que se puedanidentificar posteriormente las muestras, las etiquetas se ponen de maneravisible con todos los datos generales que se muestran en los cuadros 1 y 2.
También con el auxilio de una libreta de registro se podra conocer en todomomento la información completa de la muestra.

5. ALMACENAMIENTO.
La mayor parte de las muestras de suelo se llevan al laboratorio con el fin deanalizarlas y posteriormente se deben desechar, sobre todo si el espacio paraalmacenamiento del que se dispone es reducido.

Las muestras de suelo que se han analizado exhaustivamente, pueden servircomo referencia en otras investigaciones y sí justifican su almacenamiento porlargo plazo o con caracter permanente.Cuando la muestra se guarda en bolsas de plastico o papel se tiene ladesventaja de que con el continuo manipuleo se pueden romper, provocando lapérdida y/o contaminación de la muestra, por lo que es mas adecuado colocarlaen botes de cartón o plastico, frascos de vidrio de boca ancha con tapa derosca o cajas de cartón, provistos de etiquetas interiores y exteriores.




Cada laboratorio que se encarga del analisis de las muestras de suelos tieneestablecida su forma de registro de las muestras y su programa paradesecharlas después de haber obtenido la información requerida, por lo que serecomienda que cuando la investigación todavía no se ha concluido se pida, almomento de la entrega de las muestras para su analisis, que se regresen lasmuestras sobrantes, por si se plantea solicitar algunos otros analisis en funciónde los resultados obtenidos.
Cuando se trata de un trabajo de investigación conviene, separar alrededor de500g. de la muestra ya preparada antes de enviarla al laboratorio ya que sóloen pocos casos los encargados del analisis la almacenaran durante un largoperiodo y podría ser necesario posteriormente verificar alguna información.

BIBLIOGRAFÍA.

1.- Valencia I. C. E. y Hernandez B. A.1998. Manual de practicas para lacaracterización física y química de muestras de suelo y composta Editadopor el Colegio de Ciencias y Humanidades plantel Atzcapotzalco. UNAM,México.
2.- Valencia. I. C. E. y Hernandez B. A. 2002. Muestreo de suelos preparaciónde muestras y guía de campo. UNAM, México.





Política de privacidad