Consultar ensayos de calidad


LA arquitectura norteamericana - LA REVISIÓN FORMAL EN EEUU



LA REVISIÓN FORMAL EN EEUU.

La arquitectura norteamericana empieza a tener peso en el panorama internacional ya a finales del XIX y principios del XX (Sullivan, Richardson, Wright ). Este liderazgo pasa a ser predominante a partir de 1945. La II Guerra Mundial fue el resultado de una profunda crisis en Europa, a raíz deella sus ciudades quedan destruidas y sus mejores intelectuales, artistas y arquitectos (Mies, Gropius, J. L. Sert, Hilberseimer,) emigran a EEUU. Otros se dirigirán a Latinoamérica (Félix Candela, Bonet ). A su enorme potencial intrínseco, EEUU añadirá las ideas e iniciativas de estos europeos, adquiriendo una enorme ventaja.

La llegada de las influencias de las vanguardias europeas provoca una mayor dispersión. Estas influencias internacionales interactúan sobre la gran variedad que manifiesta la arquitectura norteamericana desde finales del XIX. Diversidad de corrientes autóctonas y regionales (tradición de Wright y Neutra: Bay Region Style).



Otro hecho crucial es el destacado potencial económico del que dispone el país. Esto permite una fuerte transformación del territorio y de las ciudades y ha comportado la generación de grandes despechos de arquitectura configurados como grandes empresas. El panorama europeo está lleno de estos estudios de arquitectos que practican una arquitectura de tecnología avanzada. (Paul Rudolph, Cesar Pelli, Kevin Roche ).

Wright, Saarinen y Kahn son las cualificadas excepciones a la continuidad del Estilo Internacional a lo largo de los años 50.


CONTINUIDAD DE LA TRADICIÓN DE WRIGHT: EL MUSEO GUGGENHEIM.

La mutua relación entre las arquitecturas norteamericana y europea es un hecho. Los primeros rascacielos, así como la arquitectura industrial norteamericana, tuvieron una crucial influencia sobre la arquitectura moderna europea. De la misma manera, las ideas renovadas de Adolf Loos provenían de su conocimiento de la cultura pragmática de losnorteamericanos.

La figura de Wright ilustra la continua influencia entre América y Europa. Fue una referencia clave para gran parte de las experiencias de las vanguardias europeas, especialmente para el grupo holandés De Stijl. Wright representaba la posición radicalmente individualista dentro del panorama de la arquitectura. Su obra se desarrolla como unidad estéticamente autónoma, independiente de todo estándar comercial o académico.



En los 50, una obra de Wright volvió a presentarse como paradigma de la arquitectura: el Museo Solomon R. Guggenheim de Nueva York. Esta obra debe situarse dentro de la línea de proyectos experimentados a base de la figura del círculo y la espiral: toda una serie de casas unifamiliares (Casa Llewelly Wright, Friedman), tiendas y edificios públicos (Club Hungtinton Hartford). Y aunque ésta sea una obra urbana, su carácter antiurbano y antárquico es proclamado, expresando su pertenencia al repertorio de las formas orgánicas.

Aquí se sintetizan dos de los aspectos esenciales de la obra de Wright, aparentemente contradictorios y fruto de la gran diversidad de influencias
- Referencia a lo sólido, a lo tectónico, a las rocas y cavernas, plasmado en el interior introvertido del edificio.
- Búsqueda de la dinamicidad, de las formas puente y las plataformas, de las formas esbeltas en movimiento, en sintonía con el neoplasticismo, expresado en la rampa interior y en las granjas helicoidales que van creciendo en el exterior.

Situada en Manhattan, rechaza cualquier relación tipológica de escala y de modulado con el entorno urbano. En forma de espiral la base del volumen es másestrecha que la cubierta. La gran cúpula acristalada rememora el óculo del Panteón de Roma.

Como en el “Nautilus”, la primera experiencia la constituye el ascensor que deposita en el inicio de la suave pendiente helicoidal que irá empujando hasta llegar a nivel del suelo.

Respecto a la pretendida antifuncionalidad que surge al utilizar el museo de forma convencional, debe aclararse que Wright no pensó en un museo tradicional sino en un lugar dedicado a la experimentación y a la tradición artística.

En ciertos aspectos rememora la tradición de espacio público del Panteón. En un reducido espacio urbano recrea la nueva forma de volúmenes articulados sobre plataformas.

Wright también sorprende con obras como el Centro Cívico de Marin County en S. Rafael (California, 1957-1964) en el que el exceso de formalismo parece anunciar pastiches postmodernos.

La obra de Wright causó influencias directas en obras de Paul Rudolph, e indirectas en obras de Robert Venturi y en ideas de Christopher Alexander.


FORMALISMO Y ECLECTICISMO DE EERO SAARINEN.

Nació en Finlandia, emigrando a EEUU en 1923, estudiando arquitectura en Yale y trabajando bastantes años en el despacho de su padre (también arquitecto). En casi sólo 10 años desarrolla una actividad febril. Había viajado por Europa, interesándose en especial por el sistema estructural de la arquitectura gótica. Su obra a pesar de basarse en la arquitectura moderna, y de difundir el Estilo Internacional en EEUU, se mueve entre dos polos muy diversos
- Obras estrictamente racionalistas a base de formas rectas y simples, de ascendencia miesiana.
- Obrasexageradamente expresionistas, simbolistas y ornamentadas, basadas en el alarde estructural, en las formas libres y orgánicas.

Para sus proyectos experimenta una multitud de soluciones diversas.
En el primer caso podemos encontrar obras como los cubos y primas del Centro Técnico de la General Motors, o como el Centro John Deere, concluido por K. Roche.
En el segundo caso encontramos las terminales de aeropuerto TWA en el aeropuerto Kennedy de Nueva York, Terminal del Dulles Internation Airport, los edificios colectivos y deportivos en centros universitarios como el Hockey Ring en la Universidad de Yale.



Fue uno de los primeros arquitectos de después del Movimiento Moderno que intentó incorporar la metáfora a la arquitectura contemporánea, situando en una posición secundaria las exigencias funcionalistas.

En este segundo grupo de obras predomina una mentalidad constructiva próxima a la de Nervi, Candela y Tange. Busca nuevas formas estructurales y de cubrición, utilizando nuevos materiales (hormigón armado), recurriendo a claras configuraciones organicistas y referencias simbólicas como la forma de una gran ave para la TWA.

Lo que lo diferencia de los estructuralistas como Candela Nervi o Tange y lo acercan a Utzon es que las cuestiones estéticas o simbólicas saben estar siempre por encima de las razones meramente estructurales, materiales, industriales o matemáticas. La búsqueda de formas curvas va más allá del cálculo y las leyes de la estática para explorar aquellos recursos más expresivos, monumentales y creativos.

Superó uno de los prejuicios de la ortodoxia del Movimiento Moderno, alusar diferentes materiales en el mismo plano, y usar el mismo material para cosas diferentes (omnipresente hormigón en la TWA).

La forma del aeropuerto de la TWA, cuatro bóvedas de cañón, de figura ligeramente diferente, sostenidas por cuatro pilares en forma de Y (antecedente Mercado Cubierto de Raleig), tiene una idea exagerada de dinamismo estructural espacial, acentuando más las líneas que tienden hacia arriba que las que tienden hacia abajo. La forma de los pilares y las bandas cenitales de luz refuerzan la idea de movimiento ascendente y la sensación de ingravidez. En el continuo espacio interior predominan los recorridos curvos y el mobiliario aerodinámico.

Embajada de EEUU en Londres.
Recurre a la forma funcional de un prisma recostado, expresando un máximo de riqueza y exuberancia, utilizando varios recursos: el doble sistema superpuesto de modelos de ventana (Kahn), la ornamentación en la coronación del edificio, el énfasis axial y monumental que le introduce el águila del centro de la fachada.

La influencia de Saarinen fue muy intensa: Kevin Roche, John Kinkeloo y Cesar Pelli fueron sus principales ayudantes. Colaboraron con él Lunsden y Venturi.


MODERNIDAD Y TRADICIÓN EN LOUIS KAHN.

Kahn no es sólo la figura crucial en la transición de la arquitectura norteamericana de los años 50, sino de todo el panorama internacional en su evolución de la tradición del Movimiento Moderno a la llamada situación postmoderna.

Galería de Arte en la Universidad de Yale.
En 1947 se independizó profesionalmente y a partir de 1951, proyectando la Galería de Arte en la Universidad de Yale,cuando empezó a imprimir un carácter personal a su obra. Kahn había ocupado una posición distante de la arquitectura realizada durante los años 30 y 40, años de expansión del Estilo Internacional. En esta primera obra de madurez, en la que aún predomina el lenguaje internacional de Mies y la planta libre del Movimiento Moderno, el volumen de la escalera, sin embargo, empieza a reclamar autonomía propia. Por sus muros ciegos y por los casetones del techo, dejados vistos, se produce una sintonía con lo que Europa se iba a llamar el Nuevo Brutalismo. En el interior Kahn realiza una aportación central: el techo continuo de hormigón en forma tetraédrica, en cuyos vacíos se alojan los trazados técnicos (sintetización de solicitaciones estructurales energéticas y formales).

A partir de los años 50 es cuando empieza su propia carrera arquitectónica. En su obra se manifiesta la influencia de ciertos episodios de la historia, arquitectura tardorrománica, experimentos de los arquitectos revolucionarios franceses (XVIII), grabados de Piranesi, tradición Beaux – Arts y el racionalismo francés. En Kahn se desarrolla la reinterpretación de situaciones que históricamente cabalgan entre el eclecticismo, el manierismo, el formalismo y la innovación tecnológica.

Sus ideas claves expresan una concepción platónica de las formas arquitectónicas, un ansia de trascendentalismo. Kahn inicia su intervención en el panorama de la arquitectura internacional cuando ya se empieza a evidenciar la crisis de la arquitectura del Movimiento Moderno.

Sostiene que los edificios poseen una esencia que determina su solución, que la forma tienesiempre un papel preponderante.

Según Kahn, los estadios básicos del proyecto arquitectónico son tres
- El inicial y definitorio de la idea, cuando la forma misma expresa su primera voluntad concreta de existir.
- Los siguientes encaminados a la introducción del orden, recurriendo a los criterios de la composición tradicional, estableciendo un orden que se basara en el rigor y la geometría.
- Al final, el diseño, resolviendo y definiendo a través de los detalles las cualidades de cada espacio, su iluminación, sus elementos constructivos, sus materiales

El momento inicial de la idea y de la forma es esencial en la concepción arquitectónica, el momento del croquis. Kahn recurre a unos supuestos estructurales de partida, elige tipos edificatorios dentro de un repertorio formal establecido. El procedimiento que está reinterpretando Kahn, es el de “partí” (paso esencial en el sistema Beaux – Arts), es decir, el momento en que el arquitecto académico optaba por una solución formal inicial en planta y alzado, dedicando el resto del tiempo a resolver los problemas compositivos y los detalles de esa opción. De ahí la similitud de Kahn con J. N. L. Durand.

Kahn sostiene que en los inicios de cualquier actividad o institución humana existió un sentido común, una maravilla, que debe recuperarse.

Este momento inicial también se expresa en la importancia de la maqueta (Maquetas de la Escuela India de Administración, en Ahmedabad, del proyecto para la capital de Pakistán occidental, o del Palacio de la Asamblea en Dacca). La esencialidad de las maquetas, realizadas en yeso, muestra tanto la misma ideaarquitectónica de Kahn (la voluntad de trascendencia y monumentalidad), como su relación con algunas de las ideas claves de Martin Heidegger.

Heidegger señala que la dignidad del hombre como ser en el mundo, se realiza en el lugar arquitectónico donde habita, ya que habitar es la manera en que los mortales son en la tierra, es la manera de “ser” del hombre. Para él, construir, habitar y pensar forman parte de los mismos hechos definitorios de la existencia del hombre.

Kahn sintoniza con todas estas ideas de Heidegger, como cuando a la manera de Heidegger habla de la voluntad de existencia de un edificio, como en su concepción básica de la arquitectura, en la pretensión de recuperar la dignidad y trascendencia de la arquitectura. La concepción heideggeriana de la arquitectura se muestra de manera evidente en las maquetas. Con ello se realiza la ambición de Kahn de crear con la arquitectura un mundo dentro del mundo.

El siguiente paso es el de composición, buscando un orden concreto para resolver la globalidad del edificio. Tanto en la articulación de la planta, como en la configuración de los volúmenes y en la forma de las aberturas. Estructuración de los espacios, formas del edificio y las leyes autónomas de la forma, de la geometría. Es decir, la reinterpretación de las reglas de la composición académica, este “background”, para modernizar la arquitectura. Utilización de ejes principales y secundarios de composición, recurrencia a la repetición de las formas, a la yuxtaposición, intersección, inscripción y otros juegos geométricos son los recursos utilizados. También la recurrencia a las formas simples,conociendo todo su valor trascendente simbólico y jerárquico.

Kahn declara que se debe recuperar la idea de centro y jerarquía en las formas arquitectónicas. Por lo tanto, las leyes de la geometría son la primera y la última justificación de todo proyecto.

El proyecto de Centro para la Comunidad Judía de Trenton, New Jersey (1954-1959), sería uno de los primeros en poner de manifiesto la reinterpretación del sistema Beaux – Arts.


PALACIO DE LA ASAMBLEA DE DACCA.

El análisis de su última gran obra, el Palacio de la Asamblea de Dacca, nos muestra en qué gran medida todos estos criterios de axialidad, jerarquía, orden y regularidad, llegan a los resultados de mayor síntesis. Esta clara idea de una pieza central, casi circular, y unas piezas periféricas y autónomas articuladas a la central. Cada una de las partes ha de tener su propia forma, pero todos integrados en un edificio unitario y ordenado. Todo se resuelve recurriendo al orden de la geometría, utilizando las formas ligadas a la perfección del círculo, en las piezas más significativas, y las formas prismáticas en las más funcionales o de servicio.

Al dogma de la arquitectura racionalista defensora de la fluidez y continuidad espacial, Kahn opone el tratamiento diferenciado componiendo el edificio a base de partes autónomas.

Es también heredero de Wright y de su predilección por las formas y volúmenes elementales (Edificio Larkin, Buffalo). A ambos les unía la desconfianza hacia el racionalismo puro.

Existe otro momento esencial, que debe estar expresado por el mismo edificio como resultado: es el proceso de la construcción. Esesencial entender que hay un orden del ladrillo (el arco) y un orden del hormigón (el arquitrabe). Debe aprenderse a construir entendiendo que cada material tiene su propia lógica constructiva, y la obra acabada muestra ella misma su voluntad de ser un sólido. Es por tanto, una arquitectura mucho más tectónica que visual. Muestras de ello son
Teatro en Fort Wayne (1964-1967)
Escuela India de Administración, en Ahmedabad (1963-1974)
Kahn se presenta como heredero de la tradición racionalista francesa desde Viollet Le –Duc a Le Corbusier.

La visión de algunas de las partes de la Escuela India de Administración nos muestra otro hecho crucial: la declarada modernidad de su arquitectura. Que hay interpretado aspectos de la historia y de la tradición Beaux- Arts no significa que su arquitectura sea exclusivamente historicista. Aunque recupere la voluntad de estaticidad de masas sólidos de períodos históricos y sus esquinas vuelvan a ser sólidas, trata estas esquinas de manera moderna: en la Biblioteca y Comedor en Exeter (1967-1972). Las rompe rehundiéndolas, en la Escuela India de Administración define unos cortes verticales en los muros, de carácter abstracto y artificial, que sólo podría producirse tras las experiencias de las vanguardias. Ciertos puntos básicos de los neoplasticistas (como la búsqueda de un espacio definido por la intersección de planos como foco formal donde se originan todas las direcciones posibles) están claramente desarrollados.

Aquí reside otro de los atractivos de Kahn, saber mirar hacia la historia, reinterpretándola sin imitarla. Propone una de las más sugerentes síntesis entremodernidad y tradición, entre el uso de la técnica y de la memoria a la misma vez.

Aquello que le diferencia de la búsqueda de la monumentalidad en Niemeyer, Utzon, Tange o Candela, es que en Kahn la recreación de la monumentalidad abandona el exclusivismo del círculo del lenguaje moderno para atravesar la interpretación de la historia, para expresar con masas corpóreas y pesantes.

Se puede hablar también de la monumentalidad de la estructura (“cualidad espiritual inherente a una estructura que transmite la sensación de eternidad”). Como paradigma de esta monumentalidad estructural tenemos el proyecto para el concurso de la biblioteca de la Universidad de Washington. Y en esta recuperación de la idea de monumentalidad, como también sucede en Rossi, Kahn es claramente postmoderno, lejos de la voluntad del Movimiento Moderno de oponerse a la concepción académica de monumentalidad y de proponer unas formas dinámicas e innovadoras con pocas contaminaciones de la tradición, Kahn tuvo la oportunidad de proyectar arquitecturas para las grandes ocasiones, escuelas, residencias, centros de gobierno, teatros,

El Palacio de la Asamblea en Dacca, constituye la máxima expresión de la voluntad de permanencia de su obra. Pretende alinearse junto a los máximos ejemplos de la historia, las pirámides, el Partenón, el Panteón

El énfasis en el hecho constructivo y la tendencia a las estructuras de ladrillo nos muestran en qué medida la experiencia del estudio de las fábricas de la arquitectura romana, aunque también encontramos otras referencias históricas.

El recurso a las dobles fachadas, una interior yfuncional, a escala del hombre y otra exterior y monumental a escala de lo trascendente, tiene similitudes con los arquitectos Boullée y Ledoux. Esta recurrencia a las dobles fachadas obedece tanto a la voluntad formalista de establecer una doble orden (humano y divino), como a la necesidad de introducir pantallas independientes o muros aislados con aberturas para controlar la porción de sol que entra en estos climas calurosos.

El espacio del hall, de entrada al Palacio, después de ascender a la enorme plataforma, muestra un profundo conocimiento de las imaginaciones piranesianas.

Las referencias a las bóvedas de la arquitectura romana son claras en la solución estructural que se repite en e Kimbell Art Museum en Fort Worth (1967-1972).

Otro de los aspectos básicos son los interiores y la resolución del tema de la luz. Sus interiores son para ser vividos, para penetrar en ellos, ya que no están expresados en el lenguaje monumental de los grandes volúmenes exteriores. El interior siempre es complejo y está cualificado siempre por la luz natural. Ningún espacio, arquitectónicamente hablando, es un espacio si no recibe luz natural.

En el exterior, Kahn defiende que se debe buscar la capacidad evocativa que las formas geométricas poseen intrínsecamente. El significado debe dejarse latente, con voluntad de permanecer y nunca quedar del todo explicado. En Dacca, aparecen el cuadrado, el triángulo y el círculo, como únicas grandes aberturas. En algunos casos se demuestra cómo Kahn abusa del recurso de la doble fachada. En algunos puntos el choque de las dos escalas, la de las pequeñas ventanas humanas y la delas gigantes aberturas casi divinos, produce evidentes disfunciones. De hecho, este recurso es siempre retórico y redundante.

Para Kahn, la forma arquitectónica debe manifestar su pertenencia a un mundo más perfecto y monumental que el de la escala humana y la vida cotidiana. Para finalizar se debe señalar la fuerte influencia de la obra de Kahn sobre los arquitectos más representativos de los años 60-70: Robert Venturi, Charles Moore, Peter Eisseman, Aldo Rossi, James Stirling, Mario Botta. Su influencia en la arquitectura japonesa contemporánea ha sido también trascendental.

Su obra es una respuesta contundente a la ficticia dualidad tradición/modernidad. Es importante recalcar la corriente de simpatía y admiración que existió entre Kahn y Barragán.


PANORAMA DE INDIVIDUALIDADES Y RASCACIELOS.

Además de la última obra de Wright y de la presencia de Saarinen y Kahn, la arquitectura norteamericana de estos años destaca por la gran diversidad de tendencias e individualidades. Dentro de este panorama destaca Richard Neutra, seguidor de Adolf Loos y F. L. Wright. Es característica la arquitectura de villas de formas transparentes y dinámicas, próximas a los patrones de Le Corbusier, Wright, Mies y el neoplasticismo. Tras la II Guerra Mundial llega a su cumbre con las casa Kauffmann Desert (Palm Springs 1946-1948) y Tremaine en Santa Bárbara (1947-1948).

En otro orden de cosas, a partir de los años 50, se produce una recuperación clasicista e historicista en la composición de fachadas de los edificios más representativos que se manifiesta en parte en la Sede de la ONU de Nueva York o en el conjuntoLincoln Center.

Minoru Yamasaki.
Con las dos torres gemelas del World Trade Center, defenderá un ligero neohistoricismo, para dar una forma exageradamente simplificada a un complejo enorme. Se trata de uno de los representantes de los grandes estudios de arquitectura entendidos como grandes empresas de negocios, típicos de Norteamérica como el SOM.

El SOM.
Su obra más reconocida es la Lever House en Nueva York. Comentar la obra de SOM sirve para introducir una nueva tipología arquitectónica a la que han dedicado asiduamente y que es emblema de la arquitectura norteamericana: los rascacielos. Surgidos en las grandes ciudades: Chicago, Nueva York, Boston a partir de los años 30, intentan acercarse a los modelos establecidos por Mies y Le Corbusier. A partir de los 50 se van transformando estos modelos tan esquemáticos, con el fin de reducir la penalización al viento, desaparece la isótropa estructura reticular y se desplaza a la periferia. El perfeccionamiento del clima artificial interior introduce un universo de máquinas y convierte el muro de cristal en un espacio tridimensional.

En esta evolución, la contribución de SOM es trascendental, el edificio Inland Steel (1954-1957), el Brunswick Building (1962-1966), el John Hancock (1969) y la Sears Tower (1970-1974). Se define una perfecta evolución basada en la simplificación de formas, la definición de la planta libre, el abandono de la retícula por el sistema porticado exterior, la recurrencia al uso de diagonales para rigidizar los planos exteriores.

Philip Johnson.
Capacitado para ir evolucionando a caballo de cada nuevo propuesta de laarquitectura. Si en los 30, es de los principales impulsores de la arquitectura moderna mediante el Estilo Internacional, en los 50 se compromete en los primeros giros hacia el eclecticismo y el historicismo.

Defendió que “el acto de creación, cada uno lo tiene que afrontar por sí mismo”, pretendía defender la liberación de cualquier sentimiento de constricción estilística. Se trataría de aprender tanto de los maestros del siglo XX (Le Corbusier, Mies, Wright) como de la historia.

Paul Rudolph.
Desarrollará un nuevo expresionismo estructural y brutalista con el uso del hormigón visto y de la piedra. Parte de una evidente influencia de Sert, Gropius y Breuer, y a lo largo de su obra defenderá un desinhibido expresionismo estructural que poseerá una gran capacidad de renovación de la arquitectura norteamericana. Obras como
Escuela de Arte y Arquitectura en Yale, en New Haven (1958-1961).
Goverment Center en Boston
Garage de Temple Street en New Haven (1959-1963) es un caso extremo de expresividad y fusión entre unidad funcional y constructiva.

Kevin Roche.
Destaca por último el minimalismo tecnológico que ha desarrollado K. Roche, discípulo de Saarinen, que combina una cuidada utilización de la tecnología con la búsqueda clasicista de la armonía y proporción.
Ford Fundation en Nueva York (1963-1968
Torres para el College Life Insurance Co. En Indianápolis (1973).

Roche y Dinkeloo han realizado obras de gran contundencia e identidad como el edificio Knights of Columbus (1958-1967) y el estadio con aparcamientos en su base en New Haven.




DE EUROPA A AMERICA: MEZCLADE CULTURAS.

Cada movimiento cultural, artístico y arquitectónico surge de un contexto y ambiente cultural que le determinará sus características profundas. Las corrientes innovadoras que culminaron en el Movimiento Moderno arrancan de Centroeuropa y Moscú. Incluso los CIAM se celebraron en capitales europeas.

Este predominio de la cultura europea empieza a declinar en la segunda mitad del sigo XX.

Si hasta la II Guerra Mundial los más importantes arquitectos y artistas viajaban a Europa, esta conexión se invierte, pasando a tener una enorme influencia la arquitectura norteamericana (Jacobsen, los Smithson, Wright). Ahora los arquitectos europeos van a completan su formación en EEUU y cada más dominan los teóricos (Venturi, Eisenman), los arquitectos (Hejduk, Gehry) y las escuelas de arquitectura (Columbia, Cooper Union) americanas.

En Italia, gran parte de los intelectuales y arquitectos de los 50 sintieron una gran admiración por el new deal.
En Inglaterra, los británicos del Independent Group, se proclamaron admiradores de la cultura norteamericana; arquitectura, automóviles, cine, publicidad

Esto va unido al éxodo de gran cantidad de intelectuales, artistas y arquitectos que dejan mermada la riqueza cultural y artística en Europa.

En este trasvase de Europa a América, las dos corrientes subterráneas de mayor influencia y capacidad de expansión en América son el arte surrealista y el pensamiento existencialista.

El arte surrealista es de origen parisiense y liderazgo de André Breton. Se expande hacia el oeste, teniendo gran influencia en América en todos los campos:Literatura: Alejo Carpentier,
Pintura: Wifredo Lam, Frida Kahlo, J. Pollock
A la larga México D. F. y Nueva York se convierten en nuevas capitales del surrealismo.

El pensamiento existencialista se expande especialmente por Argentina y Venezuela.

Esta voz americana tendrá diversas expresiones
Latinoamérica: búsqueda de sus propias tradiciones y expresiones.
Norteamérica: tendencia a controlar el mundo de las ideas y de las formas.

Si las propuestas latinoamericanas tenderán a la experimentación y búsqueda de raíces propias y la persecución de formas útiles para la mayoría, en cambio, las propuestas norteamericanas tenderán a ser más acríticas, superficiales, formalistas y consumibles.

Este hecho de la multiplicación de los focos culturales a lo largo del siglo XX será altamente característica y distintiva. El nuevo papel de la arquitectura norteamericana acabará con el monopolio europeo. Ello va relacionado con una situación de relativismo antropológico y una cultura de la diferencia y la diversidad que se han ido implantando a lo largo de la segunda mitad de siglo y que ha determinado una situación totalmente nueva.



Este proceso de simbiosis de culturas marca un camino ya irreversible. No sólo en Europa y América también en Oriente. El arte y la arquitectura de la Europa y América de los 40 y 50 recibe una fuerte influencia del pensamiento y del arte oriental.

Hasta la segunda mitad del siglo XX, nunca había cristalizado una situación así. Hasta el siglo XX no se desarrolla de manera cualitativa esta situación irreversible de dispersión, diversidad y pluralismo cultural.V. ARQUITECTURA BRITÁNICA DE POSGUERRA: “NEW BRUTALISM” Y “URBAN STRCTURING”.

LA CONTINUIDAD DEL URBANISMO RACIONALISTA.

Es necesario resaltar, en primer lugar, el interés de la experiencia de la construcción de nuevas ciudades (new towns) para descongestionar Londres. Esta ambiciosa operación urbana estaba soportada en el Greater London Palm. Preveía todo un proceso de organización territorial basado en la descentralización, el control del crecimiento de Londres y la creación de nuevas ciudades en sus alrededores.

Entre 1945 y 1951 se fundaron las primeras diez new towns, entre las que destacan Sterenage y Harlow. En 1903 se creó la primera ciudad – jardín: Letchworth y en 1919 la segunda: Welwyn. Por eso, Sterenage, Harlow y demás new towns continuaban directamente esta tradición. De esta manera, los criterios de la estricta separación racionalista de funciones entroncan con unos rasgos formales comunes, los de la casa unifamiliar en ciudad – jardín, un conjunto pintoresco que mostraba gran respeto por los árboles y plantas. Formalmente la arquitectura de las new towns estaba inspirada en la arquitectura sueca, en lo que entonces se llamaría el new empirism.

El interés de esta experiencia consiste en el hecho de producirse en continuidad con la tradición de la ciudad – jardín por una parte, y de los nuevos planteamientos del urbanismo racionalista basado en la planificación estatal, en la segregación de funciones, en la creación de nuevas ciudades y en la importancia de los espacios verdes, por otra. Es una explicitación de la confianza en la tesis de la cientificidad de la arquitecturamoderna, en estrecha relación con el positivismo de la cultura anglosajona, y el predominio de las corrientes de la filosofía de la ciencia.

Las new towns fueron realizándose según el método de la acumulación del conocimiento, recogiendo los datos de cada experiencia para aplicarlos en la siguiente.

Se ha seguido en ciclo coherente entre proyectos, realizaciones y críticas que han conducido a nuevos proyectos. 30 años de práctica continuada de new towns, han configurado una experiencia única en las metodologías científicas.

Tras las críticas a la primera generación de new towns, en los 60 se encontró un nuevo prototipo, que encontró su plasmación en Cumbernauld. Se trataba de crear ciudades más compactas, aumentando densidades, disminuyendo distancias, y estructurando la new town entorno a un potente civic center.

A principios de los 70, una tercera generación de new towns como Runcorn y Milton Reynes, con una mayor flexibilidad urbana y una mayor diversidad de tipos edificatorios.

Se debe reconocer que esta experiencia arranca de una tradición bifronte que acarrea una clara contradicción y ambigüedad: por una parte la propuesta teórica de Howard para una nueva ciudad pensada como superación de la ciudad histórica, y por otra la aplicación real de Unwin y Parker realizaron en las primeras ciudades – jardín, concretándolas a base de casas unifamiliares de concepción pintoresquista y tradicionalista que conduce a la realización de suburbios para ciudades ya existentes.

En la tradición en la que arranca las new towns conviven el idealismo orientado hacia el futuro, y el tradicionalismo de la casaunifamiliar con jardín. Además las new towns fueron el punto de arranque de las actividades críticas de los jóvenes arquitectos británicos. Alison y Peter Smithson basaron sus propuestas teóricas en la crítica a esta experiencia generadora de unas nuevas ciudades que pronto se mostrarían como carentes de vida e identidad.





Política de privacidad