Consultar ensayos de calidad


2 de agosto de 1810 Quito capital del actual Ecuador



El 2 de agosto de 1810, se produjo una insurrección del pueblo de Quito capital del actual Ecuador, que se levantó contra las tropas españolas que ocupaban la ciudad, con la intención de liberar a los próceres de la Primera Junta de Gobierno Autónoma de Quito, quienes habían sido acusados de crímenes de lesa majestad y para los cuales el fiscal pedía pena de muerte.




El pueblo quiteño asaltó dos cuarteles y una carcel, pero los españoles respondieron asesinando a los presos. Luego, la lucha se extendió a las calles de la ciudad. Entre 200 y 300 personas, el uno por ciento de la población entonces, perdió la vida en la refriega.

El saqueo de las tropas coloniales produjo pérdidas valoradas entre 200 y 500 mil pesos de la época. La matanza, ordenada por el gobernador español, Conde Ruiz de Castilla, como represalia por la Revolución del 10 de Agosto, tuvo amplia repercusión en toda la América Hispana, como un acto de barbarie española y justificación de la Guerra a Muerte decretada por el Libertador Simón Bolívar.



El 10 de agosto de 1809 tiene su firma en el sacrificio del 2 de agosto de 1810. Se cumplía esa ley que dice “Los cimientos de la patria para que sean perdurables tienen que armarse con sangre”. Así sucedió con la masacre de los martires del 2 de agosto de 1810 y, efectivamente, siguiendo el ejemplo de Quito, el 18 de abril de 1810 lanza su grito de independencia Caracas, el 25 de mayose revela Buenos Aires, Bogota el 20 de Julio, México el 16 de septiembre, Santiago de Chile el 18 del mismo mes.
Toda América era un incendio cuya chispa original brotó del valeroso pecho de los hijos de Quito.

La resolución tomada por unos cuantos patriotas de ser libres y conseguir la libertad de su patria los impulsó a dar el primer grito de la “Independencia hispanoamericana”. Este movimiento americanista estuvo alentado por ese hombre extraordinario, sociólogo, humanista, que dio brillantez al mundo intelectual del siglo 18, Eugenio Espejo; con su influencia incitó a dar este paso decisivo para el futuro de América hispana, cuyos deseos se plasmaron en realidad en la madrugada del 10 de agosto de 1809. Este levantamiento contribuyó para derrocar al poder español. Quito, escogido por muchos políticos y estadistas lanzó el imponderable título de Quito Luz de América.

La insurrección del 10 de agosto de 1809 fue un movimiento revolucionario de esencia políticajurídica - emancipadora. Quito sembró la semilla y América sembró el ejemplo. Era la voz de una colonia oscura que se levantaba en medio de todo un continente que aún estaba fuertemente encadenado a la colonia de España.



Que la bandera de la libertad del 10 de agosto de 1809 flamee como supervivencia del espíritu de nuestro pueblo ecuatoriano ó de los héroes que escribieron en esa fecha una pagina mas de las glorias de nuestra historia.





Política de privacidad